Cómo combatir la tristeza en el día a día

combatir la tristeza

La rutina cotidiana está condicionada por elementos o emociones que están presentes de manera habitual en el día a día. Y la tristeza puede ser uno de ellos. Pero, ¿cómo combatir la tristeza? En este artículo, puedes descubrir las claves para lograrlo.

10 ideas sobre como combatir la tristeza

#1.- Pequeños placeres

Si te encanta leer, busca un momento en tu día a día para disfrutar de este refugio que te aporta este entretenimiento. Si te gusta viajar, puedes hacerlo también en la rutina cotidiana recordando algunas de las mejores fotos de las escapadas que has hecho anteriormente o soñando con algún destino que descubrirás en el futuro. Disfruta de una siesta breve si tu horario laboral te lo permite. Si te preguntas cómo combatir la tristeza, estas son solo algunas ideas de lo que significa la ilusión acompañada por acontecimientos sencillos.

#2.- No te quedes en casa

Puedes salir a hacer algunos recados, visitar a un familiar, dar un paseo o ir al cine. Cualquier opción es más recomendable que quedarte en casa dando vueltas y vueltas en torno a cómo te sientes si esta es la manera de actuar que tienes habitualmente ante la tristeza.

Rompe esa dinámica, cambia de lugar y respira aire nuevo. El contacto con la luz natural es muy saludable a nivel emocional. Si decides quedarte en casa, entonces, evita quedarte toda la tarde en el sofá. Puedes aprovechar el momento para hacer algunas de las tareas de la casa, ordenar tu armario, poner en orden tus documentos, escuchar la radio, cocinar una nueva receta…

Si decides quedarte en casa también puedes invitar a alguien para que vaya a visitarte durante un rato. En definitiva, intenta evitar la tendencia de la apatía y la pasividad. Si quieres saber cómo superar la tristeza, tienes que saber que una vez que rompes esa inercia inicial de la pereza, todo fluye mejor.

#3.- Confía en el ser humano

Eso no significa ser amiga de todo el mundo. Sin embargo, tu mundo es más amable y esperanzador cuando tienes confianza en la bondad de las personas. Desde esta posición, la amistad adquiere un significado vital para ti.

No solo aquellas personas que ya forman parte de tu vida son importantes, también lo son esos posibles nuevos amigos que sumes a tu vida en el futuro. Evita hablar de los demás en términos de críticas negativas y reproches. Cada día, ten algunas palabras de cariño con alguien que sea importante para ti.

Este mensaje de confiar en el ser humano también puedes aplicarlo a tu círculo social más cercano. Por ejemplo, intenta pensar que las personas que te rodean, aunque a veces te decepcionen, te aprecian. Intenta confiar en las buenas intenciones de las personas que conoces, aunque a veces se equivoquen. El perdón también es una medicina necesaria frente a la tristeza porque te ayuda a pasar página. Un elemento necesario en esta receta de como combatir la tristeza.

#4.- Ver la televisión en exceso no es una buena idea

Sin embargo, disfrutar de este entretenimiento en casa es un buen plan cuando reservas un momento de tu día para ver tu concurso de televisión preferido, una película durante el fin de semana o un capítulo de una serie que te gusta.

La televisión es una forma de entretenimiento presente en los hogares y su oferta de ocio también puede ser un ejemplo de entretenimiento para el tiempo libre.

A veces, escuchar el sonido de fondo de la televisión también puede ser un antídoto frente al desánimo si te sientes sola. Prioriza aquellos contenidos de calidad que transmiten valores. Ver la televisión en familia también puede ser un excelente recurso para dejar atrás la tristeza gracias al valor de estos vínculos.

Uno de los mejores momentos para ver la televisión es el final del día cuando ya has terminado con las gestiones de trabajo y puedes centrarte en despedir la jornada de manera relajada.

#5.- Intenta relativizar las situaciones

Tal vez hoy es un buen momento para que te acuestes más temprano y descanses. La tristeza también puede producir cierto nivel de cansancio físico y emocional. ¿Y cómo combatir la tristeza? El descanso resulta terapéutico. Cuando te sientas de este modo, escucha las sensaciones de tu cuerpo y de tu mente. Evita exigirte desde el perfeccionismo. Cuídate mucho.

Piensa que mañana será un día mejor. Incluso aunque tengas un mal día es recomendable que cuides tus palabras y moderes el tiempo que dedicas a desahogarte sobre cómo te sientes. De lo contrario, si este se convierte en un tema de conversación recurrente, tu malestar aumenta porque estás condicionada por tus propias palabras.

¿Quieres dejar atrás el desánimo y no sabes cómo combatir la tristeza? Entonces, utiliza un lenguaje con un significado más positivo. Para poner esta situación en su contexto puedes hacer algo tan sencillo como pensar en el próximo viernes ya que, con mucha frecuencia, este día eleva el ánimo casi de manera automática. Es importante que no confundas tristeza y depresión.

#6.- Actúa a pesar de la tristeza

Intenta que este sentimiento no altere el ritmo de tu vida en aspectos básicos. Por ejemplo, si tienes una nueva clase sobre un taller de pintura, asiste a la sesión aunque hoy no sea tu mejor día. Ojalá que la tristeza no se convierta en una excusa para alterar tu agenda de manera recurrente porque, en ese caso, dejas que te condicione. Esta es una buena premisa para saber cómo combatir la tristeza.

Cuando cumples con aquel que tú crees que es tu deber, te sientes mejor. Sencillamente, experimentas la satisfacción de la responsabilidad cumplida. Mira a tu alrededor. Todo ser humano tiene sus dificultades diarias y sus límites. También los desconocidos con los que coincides a lo largo de la jornada en el autobús, por ejemplo, son personas que tienen esperanzas y retos. La esencia de vivir también reside en continuar con el viaje y disfrutar del paisaje vital de cada momento. Si te sientes triste, en lugar de reprimir este sentimiento, date el permiso de sentirte de este modo. Esto es fundamental para aprender cómo quitar la tristeza.

#7.- ¿Conoces el motivo de la tristeza?

Debes tener claro que no es lo mismo sentirse deprimido que depresivo. Si puedes poner nombre a ese dolor, intenta hablar con alguien de lo que te ocurre. Incluso cuando la tristeza esté causada por un hecho que no tiene tanta trascendencia. Es posible que al comentarlo con un amigo puedas quitarle importancia. De hecho, la amistad es terapéutica porque es especialmente propicia para practicar el sentido del humor y el poder de la risa.

#8.- Busca el estímulo de la novedad

Por ejemplo, visita nuevos lugares. Algo tan sencillo como descubrir una nueva cafetería puede ser un buen propósito para que la rutina de siempre parezca distinta en algunos detalles. Toma la iniciativa de proponer un plan a esa persona con la que crees que puedes llegar a tener una amistad.

Busca el modo de dar un giro a las cosas que haces siempre. Lee un tipo de género literario diferente. También puedes cambiar la decoración de tu hogar. Si lo deseas, aprende un idioma. Programa un viaje a tu ciudad preferida. Estos ejemplos son ideas sencillas de cómo la novedad se convierte en un aliciente para quien rompe la dinámica de las acciones de siempre por medio de un nuevo propósito.

Esta búsqueda de novedad puede nacer desde una perspectiva en la que tienes muy claro aquello que te gustaría lograr, pero también puede surgir como un anhelo de curiosidad.

#9.- Cuida la alimentación

Algunas personas sienten cómo su estado de ánimo influye de manera directa en sus hábitos de alimentación. Por ejemplo, algunas personas suelen tomar más dulces cuando se sienten de este modo. Sin embargo, es recomendable que intentes evitar esta tendencia.

Si esto es algo que te ocurre habitualmente, intenta pensar en un plan de acción que quieras poner en práctica a partir de ahora para evitar esta tendencia. Por ejemplo, tal vez puedas dejar de comprar ciertos productos en el supermercado si son tu tentación habitual en esos momentos de bajón. De este modo, previenes el riesgo de volver a picar la próxima vez que te sientas así.

#10.- Cambia el foco de tu atención

A veces, la tristeza presente también se da la mano con las heridas pasadas ya que cuando una persona no se siente bien, también es más vulnerable ante el recuerdo de hechos negativos que generaron sufrimiento. Si te encuentras en una situación así intenta cambiar el foco de tu atención.

Actividades con las que te olvidas del tiempo

Casi todas las personas tienen alguna actividad en concreto con la que disfrutan de verdad. Una actividad con la que se olvidan incluso del tiempo porque es como si todo lo de alrededor desapareciese para dar prioridad a ese disfrute.

¿Qué te hace sentir de este modo? Si puedes identificar una actividad de este tipo, entonces, disfruta del efecto constructivo de ese plan. Cada persona es diferente. Lo importante es que identifiques esa experiencia. Por tanto, a la pregunta sobre cómo combatir la tristeza, conviene responder que con iniciativa.

Alcanza tu mejor versión mediante la app de psicología de TherapyChat. Somos la aplicación N.1 en psicología online y contamos con el mejor psicólogo para ti.

 

Cómo combatir la tristeza en el día a día
Scroll hacia arriba