Cómo vencer la ansiedad con la ayuda de un psicólogo

cómo vencer la ansiedad

¿Piensas en el futuro y, en ocasiones, crees que todo podría ir a peor? ¿Te anticipas a una reunión de trabajo o un examen académico y te repites que fallarás o no estarás a la altura de las circunstancias? ¿Temes hablar en público y que otros noten tu nerviosismo? ¿Se te acelera la respiración cuando hablas con tu jefe? Si has respondido afirmativamente a estas preguntas, quizá necesites ayuda y asesoramiento acerca de cómo vencer la ansiedad.

El primer paso para aprender a controlar este mal de nuestro tiempo (mal de muchos) es aceptar que algo acontece a nivel emocional, que no todo va bien y que un malestar está condicionando y limitando tu propia vida. Significa aceptar que tienes un problema. Pero no te desesperes. La buena noticia es que un psicólogo puede ser de gran ayuda. De hecho, una buena terapia podría contribuir a que controles los síntomas de la ansiedad y consigas una nueva vida, libre de preocupaciones y más relajada.

Cómo vencer la ansiedad

Para combatir a un enemigo, la clave reside en conocerlo bien. La ansiedad permite estar alerta ante posibles peligros. En dosis justas, es natural y lógica. Ahora mismo, el tipo que se considera nocivo o patológico es el que crea una interferencia en la rutina diaria de la persona, generando mucha inseguridad y falta de confianza.

Es, ante todo, un mecanismo de defensa. ¿De qué se defiende el ansioso? De las amenazas y peligros que ve en una gran variedad de situaciones cada día. ¿Te ha ocurrido? Ten calma y no permitas que la ansiedad te gane. Aceptar que uno padece algunos síntomas de la ansiedad, es el primer paso. El segundo es pedir ayuda y el tercero… ¿Adivina? Dejarse ayudar y tratarse, ya que la ansiedad, si no se trata, puede tener consecuencias peores.

Te preguntarás: ¿cómo controlar la ansiedad con la ayuda de un psicólogo? En principio, hablar de lo que sucede contribuye a afrontar que ocurre algo que debe ser solucionado. Por otra parte, el ansioso busca (y encuentra) en el terapeuta a una persona de su confianza. Alguien a quien hablar de sus síntomas y miedos y capaz de ayudarlo a salir de esa encrucijada y ese callejón sin salida en los que se que ha convertido su vida. Un psicólogo trabaja con la palabra y, a partir de ella, logra la modificación de conductas, patrones de pensamiento y más actitudes.

Así es como, en el caso de los tratamientos acerca de cómo vencer la ansiedad (o controlarla), puede ayudar al paciente a enfrentarse a sus fantasmas y conflictos; de modo que, forzado a actuar, deje de lado la acostumbrada huida y acepte iniciar una terapia psicológica para, al final del camino, superarla definitvamente.

Ciertamente, un psicólogo puede ser de mucha ayuda, en especial, en los casos en los que los síntomas de la ansiedad han limitado de tal manera la vida que la persona ha perdido el poder sobre sí misma. Sintiéndose víctima de todo y todos, ha delegado el control de su vida. Este tipo de pacientes ya no confía sus secretos, sus preocupaciones o sus miedos a nadie. Por ello, la escucha atenta de un psicólogo puede contribuir a mejorar su calidad de vida y fortalecer, en principio, la confianza en sí mismo y el proceso de la vida. Esto es, volver a pensar que las cosas pueden ir bien; o, de ir mal, esto nunca será para siempre. Es, en definitiva, volver a confiar en que todo se solucionará de la mejor manera.

El camino hacia la terapia

¿Suena raro o utópico? Puede parecer inalcanzable, pero curar la ansiedad es posible. En términos prácticos, un psicólogo posee las herramientas necesarias para desarmar el andamiaje del trastorno ansioso y restar fuerza a los miedos, al estrés, a los pensamientos negativos… ¿Cómo vencer la ansiedad? Enfrentando a la persona que padece ansiedad a su propio decir, actuar y pensar. ¿Por qué? Simplemente, porque, desactivando esos elementos de temor, inseguridad o expectativa negativa, a su vez, perderán fuerza los agentes ansiógenos.

Además, un buen terapeuta acompaña a su paciente a entender y desmenuzar sus contradicciones. ¿Qué es eso? Poner en tela de juicio los patrones de pensamiento. Y cuando una persona es capaz de cuestionarse, puede curarse. La duda es la puerta de entrada al bienestar, dado que permitirse dudar es sinónimo de quitar fuerza a los factores desencadenantes del trastorno ansioso. Aquí puedes leer más sobre los ejercicios para la ansiedad.

¿En qué consiste la ayuda psicológica?

* El terapeuta ayuda a su paciente a «empoderarse» y volver a controlar, desde las mínimas cosas a las circunstancias más trascendentes de su vida. ¿Cómo vencer la ansiedad? Afrontando, uno a uno, cada uno de los síntomas de la ansiedad y desarmándolos o quitándoles su poder. Aportando un punto de vista positivo que contribuye a que el paciente no se focalice en lo que anda mal y, en cambio, se centre en la posibilidad de mejorar.

* Uno de los primeros pasos es identificar y aprender a anticiparse a factores que despiertan ansiedad. Ejemplos: un examen, una entrevista laboral o un plazo ajustado para entregar un trabajo. Cuando la persona puede especificar qué situaciones la desestabilizan, comienza a controlar parte de la situación. Recupera el poder que cedió al trastorno hasta ahora.

* Un psicólogo está preparado para diagnosticar adecuadamente a su paciente y, junto con la valoración de un psiquiatra, determinar el tratamiento más oportuno. Esto es muy importante, ya que algunos pacientes solo pueden comenzar a trabajar sus síntomas cuando aplacan su ansiedad y esto a veces requiere un tratamiento combinado.

* Un terapeuta enseña al paciente técnicas para reducir o frenar las conductas no funcionales asociadas a la ansiedad. Las técnicas de relajación, respiración y meditación suelen ser algunas de ellas. Se ponen en práctica cuando la persona advierte que alguna situación lo sacará de su eje de equilibrio emocional o psíquico.

* Con la ayuda de una buena terapia, la persona con ansiedad comienza a identificar qué pensamientos producen algunos de sus síntomas. A partir de ello, conseguirá modificar los patrones de pensamiento para reducir la aparición de los síntomas. No es fácil, pero tampoco imposible. Los pensamientos negativos pueden cambiar y convertirse en positivos gracias a la intervención profesional de un psicólogo.

* Es el profesional de la salud quien determinará si el tratamiento está dando buenos resultados o precisa ajustes para alcanzar el objetivo final: que la persona recupere el control de sus emociones, pensamientos y, en consecuencia, su propia vida.

* Otra función fundamental del rol del psicólogo en el tratamiento de la ansiedad es enseñar a su paciente a afrontar la vida de otro modo, sin tanto nerviosismo ni tantas preocupaciones. Esto es, cambiar la actitud ante la vida y la manera de enfrentarla, con lo bueno y lo malo que conlleva.

* Un psicólogo experto en tratar la ansiedad enseña a la persona ansiosa sus propios recursos emocionales, para ponerlos en práctica y solucionar sus problemas. Contribuye a equilibrar el ánimo de la persona en tratamiento y la hace responsable de la terapia, sus avances y sus retrocesos. Es así como el paciente puede tomar el control de su vida, paso a paso.

* Al principio, nada será sencillo; pero, a medida que pase el tiempo, la persona ansiosa podrá recuperar el control sobre sus emociones, miedos, inseguridades… Su propia vida. Comenzará, en consecuencia, a responder de un modo distinto a los problemas de siempre. Sin sufrir, afrontando con valentía lo necesario para sentirse pleno y feliz. ¿No suena maravilloso?

Pide ayuda ya

Si crees que lo que has leído habla de tus sentimientos, sensaciones y preocupaciones, actúa ahora. Saber cómo reducir la ansiedad es posible, pero, como ya sabes, el primer paso es pedir ayuda. No lo olvides: no se sale de este problema sin ayuda y un psicólogo es la persona indicada para echar una mano en estos casos.

Y recuerda: si consideras que no eres capaz de dialogar en persona con un profesional de la salud o te sientes inseguro para llamar a un centro especializado, también existen psicólogos que atienden de manera virtual, a través de terapia psicológica online. Este servicio hace posible que programes citas con tu terapeuta desde cualquier lugar: en los ratos en los que estás libre en el trabajo, cuando ya has llegado a casa y hasta cuando te encuentras de vacaciones. La tecnología avanzada y el acceso a Internet desde cualquier sitio lo han hecho posible. Es una manera cómoda y eficaz de llevar a cabo una terapia para la ansiedad, justamente, sin que ello te estrese o ponga tus nervios a flor de piel.

Alcanza tu mejor versión mediante la app de psicología de TherapyChat. Somos la aplicación N.1 en psicología online y contamos con el mejor psicólogo para ti.

 

Cómo vencer la ansiedad con la ayuda de un psicólogo
Scroll hacia arriba