Irritabilidad. Síntoma de depresión

Cuando se piensa en la depresión, el primer pensamiento que asociarás a este trastorno será la tristeza y la desgana. No obstante, hay otros factores importantes que hay que tener en cuenta, uno de ellos es la irritabilidad. Esta sensación o estado de ánimo es uno de los síntomas de depresión. Por ello, es importante que conozcas esta emoción y puedas analizarla.

¿Qué es la irritabilidad?

Es la propensión a irritarse. Es decir, un sentimiento de ira intenso que en ocasiones puedes no saber cómo controlar.

De esta manera, esta emoción puede indicar que se está dando algún cambio negativo en el entorno de la persona. También se considera como una capacidad homeostática de los seres vivos para responder a aquellos estímulos que perjudican o dañan el estado de bienestar natural que tienes.

Para poder entender bien esto, debes saber que la homeostasis se considera el conjunto de fenómenos que llevamos a cabo para autorregularnos y mantener la composición de nuestro organismo interno.

Síntomas de la irritabilidad

Para que puedas saber si verdaderamente estás experimentando esta emoción, vamos a hablarte de sus síntomas. El más destacable es la mala reacción hacia las personas que te rodean. Esto es, desde malas contestaciones hasta un aislamiento total de ellos y de sus sentimientos.

También puede que te sientas más cansada de lo normal y con problemas para concentrarte. Cuando esta sensación aparece puede copar tu mente de tal manera que no seas capaz de centrarte en otra cosa.

Y, por último, puedes notar problemas para dormir y cambios en tus patrones alimenticios tanto por aumento como por descenso.

Una sensación erróneamente concebida

La irritabilidad te permite adaptarte a los cambios y sobrevivir, pero también es un indicador muy importante de que algo va mal en tu interior.

A fin de cuentas, cada persona ve el mundo con sus propios ojos. Es decir, que la concepción o entendimiento del entorno se basa en las experiencias que se viven en primera persona. Es probable que no termines de entender qué es lo que te hace sentir irritado y esto es lo que hay que identificar. 

¿Por qué se manifiesta la irritabilidad?

Esta emoción puede manifestarse por dos tipos de estímulos. Por un lado, los estímulos internos que se producen en el organismo y que pueden ser físicos como algún tipo de dolor, o psicológicos como un estado mental negativo.

Pero además, esto también puede manifestarse por estímulos externos como, por ejemplo, una persona que te trate mal y que, por ende, te irrite.

En definitiva, hay muchos factores que pueden desatar este estado anímico pero lo más importante de él no es el estado en sí, sino lo que esconde.

La irritabilidad como síntoma de la depresión

Ahora que conoces un poco mejor a esta sensación de ira descontrolada, vamos a hablar sobre por qué esta es vital a la hora de determinar que se padece depresión.

Aunque lo más normal es que las personas piensen que la tristeza es el síntoma más característico de la depresión, hay otros factores que la acompañan. Es cierto que muchas personas se sienten tristes y esta es la sensación continua que les hace ver que algo no va bien, pero no siempre tiene por qué ser así.

Por el contrario, la irritabilidad puede ser una de las grandes muestras de que se está desarrollando una depresión. A fin de cuentas, debes pensar que la depresión tiene síntomas como bruscos cambios de humor, desgana, incapacidad para afrontar los problemas y esto, además de desencadenar tristeza, puede desencadenar ira o frustración. Aquí puedes leer más sobre cómo superar la depresión.

De esta manera, las manifestaciones de rabia, la insensibilidad, la irritabilidad, la agresividad e incluso el comportamiento autoritario pueden ser señales que tu propio cuerpo te manda para decirte que algo no va bien.

Así pues, si sientes que estás malhumorado constantemente o el sentimiento de ira aparece con frecuencia, lo mejor es que recurras a la ayuda de un profesional para que evalúe la situación concreta que estás viviendo y plantee, en caso de que sea necesario, un tratamiento adaptado a ti. De igual forma, si últimamente sientes que respondes ante cualquier suceso con un arranque de ira que te lleva a perder los papeles o te sientes frustrado por cosas que, realmente, no tienen tanta importancia, esto también puede ser un indicador clave. Aquí puedes leer más sobre cómo curar la depresión.

El peligro de esta sensación

Es normal que ante los vaivenes anímicos y la sensación de impotencia tu cuerpo, en ocasiones, reaccione con ira. Debes pensar que a la hora de afrontar lo que te ocurre, una gran parte dependerá de ti, pero no eres el culpable.

Por otro lado, es importante que si te sientes de esta forma, busques ayuda o trates de buscar respuestas. A fin de cuentas, existe muchísimo desconocimiento acerca de los trastornos psicológicos en la sociedad y si comienzas a tener comportamientos que te causan preocupación, la mejor opción es pedir ayuda.

Es normal que en determinados momentos de estrés excesivo puedas sentirte más irritable. O que por cualquier suceso desafortunado te sientas frustrada y rabiosa. Pero si este sentimiento se prolonga en el tiempo, lo ideal es que busques ayuda profesional.

Este sentimiento no lo es todo

Otra de las cuestiones que debes tener en mente es que sentirte continuamente irritada no significa que estés deprimida. Es decir, la depresión es un trastorno psicológico muy complejo y conlleva multitud de sensaciones y posibles síntomas.

Así pues, si únicamente te sientes irritable, puede que no depresión sino que, probablemente, este sentimiento se deba a algún otro estímulo. De igual forma pasa con la tristeza. Que te sientas triste no significa que tengas depresión. Por el contrario, la tristeza puede ser un signo de otros muchos problemas.

Así pues, deben darse una serie de factores comunes que, acompañados de un extremado estado de irritación, te indiquen que puedes estar padeciendo una depresión.

Es importante que te preguntes si sientes que en tu día a día todo te hunde y que tu vitalidad se está desvaneciendo, si te sientes culpable por cómo te sientes, si tienes pensamientos negativos constantemente o si tienes la sensación de que has dejado de ser tú mismo. Aunque el diagnóstico siempre tiene que venir de la mano de un profesional, reflexionar sobre esto te hará analizar tu situación con más detalle.

Somos lo que sentimos

En definitiva, es importante que entiendas que eres lo que sientes. Tu cuerpo y tu mente son sabios y, aunque no lo notes, están en un continuo contacto. Cuando algo va mal a nivel físico lo notamos más porque sentimos dolor. Pero cuando se trata de la mente, la cosa se complica ya que, por norma general, no existe un elevado nivel de educación emocional. Esto puede llevar a no entender las señales que nuestra mente nos está enviando.

Por tanto, es muy importante que te analices a ti misma cuando creas que algo a nivel emocional o físico no está yendo bien. Puede que no sea más que algo pasajero pero también puede que sea una señal de que necesitas ayuda.

Así pues, prestar atención a cómo te sientes es una forma ideal de detectar cualquier problema antes de que escale y produzca más malestar.

Ponte en manos de expertos

Antes de terminar este artículo, queremos recalcar la importancia de acudir a profesionales cuando sientas que la irritabilidad es un componente frecuente en tu día a día. Por un lado, puede que esto esté siendo un síntoma de depresión, pero en caso de que no esté señalando esto, puede deberse a otra cuestión. Quizás una relación que no va bien, un sometimiento demasiado elevado al estrés, cualquier tipo de frustración con tu vida… Y todo ello puede mejorar si te pones en manos de un psicólogo.

Así pues, si sientes que la irritabilidad se apodera de ti, no lo dudes y acude a un profesional. El profesional sabrá cómo ayudarte y acabar con esta actitud que tanto puede perjudicarte en tu día a día. Si finalmente el diagnóstico de depresión se confirma has de saber que la depresión se cura y que es fundamental estar en buenas manos para conseguirlo.

Alcanza tu mejor versión mediante la app de psicología de TherapyChat. Somos la aplicación N.1 en psicología online y contamos con el mejor psicólogo para ti.

 

Irritabilidad. Síntoma de depresión
Scroll hacia arriba